Vecinos de Balvanera consideran que el Gobierno porteño se tiene que hacer cargo del cuidado de los árboles

Integrantes de la Red de Vecinos Manzana 66 rechazaron la convocatoria impulsada por el Gobierno de la Ciudad para que los ciudadanos se conviertan en padrinos de los árboles.

El Gobierno porteño envío un e-mail a los vecinos que se encuentran registrados en su base de datos con el objetivo de convocarlos a cuidar los árboles. En el mismo se puede observar un banner diseñado sobre una foto que muestra una plaza con árboles de jacarandá. Sobre ese fondo se inscribe el logo de BA Arbolado y el siguiente texto:

“¿Sabías que ya hay cerca de 300 vecinos comprometidos con el cuidado de árboles de la Ciudad? Para que seamos cada vez más los que colaboramos con el medio ambiente del barrio, queremos invitarte a que te sumes a cuidar uno de los árboles de Balvanera o San Cristóbal durante su primer año de vida”.

La respuesta por parte de los vecinos se manifestó rápidamente en redes sociales y foros donde expresaron todo su rechazo e indignación por el proyecto.

En primer lugar consideraron que se trata de una forma mediante la cuál el Gobierno se desentiende de su responsabilidad a pesar de que en el presupuesto se establece una partida destinada a esta cuestión.

“Nosotros sabemos que los árboles los genera el Gobierno de la Ciudad en los viveros municipales o en las reservas y luego tercerizan a una empresa privada pagándole $3.000 sólo por plantar un árbol”, aseguró Alberto Aguilera, de la Red de Vecinos Manzana 66, en diálogo con Abran Paso.

El dirigente vecinal consideró que no corresponde trasladar esta responsabilidad a los ciudadanos, “encima quieren que después se los regamos y se los cuidemos nosotros. Por la fortuna que pagan por plantar, la empresa se tendría que encargar del cuidado por un año”.

También apuntaron al trabajo que hacen las cuadrillas de Espacio Publico. “Lo peor es que después maltratan los árboles con las podas mutilatorias a que los someten”, consideró un vecino en un foro. “Con las podas, el maltrato puede llegar al asesinato”, remarcó otra vecina por el mismo medio. Otro vecino, irónicamente consultó por Facebook si anotarse lo autoriza a bajar, con un aire comprimido, a algún asesino de las cuadrillas.

“Es como que venga un chorro a decirte que necesita más seguridad en su casa”, consideró Alberto Aguilera. Los integrantes de las organizaciones vecinales sostienen que la política promovida por el Gobierno de la Ciudad en materia de arbolado es muy mala y desconfían de su legitimidad para tomar medidas como esta.

El Ejecutivo tampoco consideró hacer esta convocatoria a través de la Comuna y el Consejo Consultivo Comunal. Ese desconocimiento a las instituciones vecinales se vuelve a verificar en una convocatoria con bajo impacto en la comunidad.

Deja un comentario