Un Mercado Central en la Ciudad

“La corporación mercado central les va a ofrecer a los comercios minoristas todos los productos a precio mayorista para que ellos puedan vender al mismo nivel que los va a tener esta sucursal del Mercado Central”, informó Juan Manuel Di Teodoro, miembro de “Sí al Mercado Central en Colegiales”. El residente de este barrio mostró la postura de algunos vecinos acerca del establecimiento del mercado en el ex predio del ferrocarril Mitre.
El proyecto de instalación de una nueva sede del Mercado Central en el barrio de Colegiales abrió el debate entre vecinos que se encuentran entusiasmados con la idea y aquellos que se oponen porque consideran que se verán afectados los comerciantes minoristas de la zona. Algunos residentes decidieron agruparse para defender lo que consideran lo mejor para el barrio, por un lado se encuentran los integrantes del “Sí al Mercado Central en Colegiales” y por el otro la Asociación Civil Colegiales, varios vecinos y las inmobiliarias.
Aquellos que se encuentran en contra de la apertura del mercado encabezado por Alberto Samid anticipan un lento avance contra los comerciantes de la zona pero desde la agrupación de “Sí al Mercado Central” denuncian que “hubo mucha desinformación” y que “lo que no se quiere justamente es perjudicar al pequeño comerciante pero sí establecer valores de referencia de cara a las grandes cadenas de supermercados y a negocios que tienen márgenes de ganancia realmente irracionales”. En otra oportunidad el empresariohabía denunciado que en las supermercados provenientes de países europeos se remarcan los valores del 200 y hasta 300% mientras que lo adecuado sería agregar un margen del 50%”.
Otro de los sectores que ejerce la contra son las inmobiliarias que sostienen que tener un Mercado Central en un barrio significará una desvalorización de las propiedades. Juan Manuel Di Teodoro afirmó acerca de esto: “lo que quieren hacer las inmobiliarias es seguir promocionando al barrio de Colegiales como una isla, como una pequeña Ciudad de Buenos Aires autónoma. Desde la organización no creemos que un predio de ésta índole sea un criterio de desvalorización porque si tenes un supermercado de las grandes cadena cerca no hace disminuir el precio de las casas”.
Para despejar cualquier duda acerca de cómo afectará la ubicación del supermercado a mediados de julio, se realizará una charla informativa abierta para todos los vecinos a cargo de la “Red Comprar”, una red creada por la corporación del mercado. Esta misma será la que estará a cargo de la facturación centralizada de todos los puestos del establecimiento.
La apertura del lugar estaba prevista para el 1 de julio 2014 pero faltando 15 días para abrir sus puertas fue clausurado por denuncia de los vecinos. El comunicado emitido por la Agencia Gubernamental de Control porteña sostuvo que el director general de Fiscalización y Control de Obras, Osvaldo Alonso, determinó la clausura inmediata por “encontrarse afectadas las mínimas condiciones de funcionamiento, ejecutar obras sin permiso, no poseer documentación registrada y falta de cartel de obra”.
Los vecinos, por su parte, afirman que en el predio ubicado en Crámer al 400 sólo se estaba limpiando y acondicionando el viejo galpón del ferrocarril y que para realizar ese tipo de tareas no se necesita ningún permiso ni habilitación aunque sí se necesita para iniciar el comercio. De todas formas sostienen que se estaban presentando todos los trámites para habilitar el lugar como supermercado por lo cual la clausura resulta un acto desmedido.