Silvia Collin: “Ganamos la calle hablando con la gente”

Nueva presidenta de la Junta Comunal. Silvia Collins analizó el triunfo en la Comuna 3 y adelantó algunos ejes de trabajo para los próximos años.

Será la tercera presidenta de la Junta de Balvanera y San Cristóbal.

Para Silvia Collin, flamante presidenta de la Junta Comunal 3 de Balvanera y San Cristóbal, la remontada de casi 10 puntos entre las PASO de agosto y los comicios generales unificados del domingo 27 de octubre “fue un premio a un trabajo que se hizo desde la gestión” del oficialismo Juntos por el Cambio, que se garantizó un nuevo periodo al frente de la Ciudad de Buenos Aires y también en la Comuna local. 

En las primarias, la fórmula comunal de JxC logró el 40,62%, mientras que ahora llegó al 49,94%. Hubo poco corte de boleta, ya que el tramo para jefe de Gobierno porteño llegó al 50,72%. 

De este modo, entre diciembre de 2019 y fines de 2023 Collin, referente de la Unión Cívica Radical, convencional constituyente y vicepresidenta primera del Consejo de Planeamiento Estratégico de la Ciudad de Buenos Aires, presidirá la Junta Comunal 3 y sus compañeros de bloque serán Carlos Leonardo D´Angelo, Nadia Judith Monserrat, Javier Iturralde. Ninguno ejerció cargos comunales con anterioridad. Desde la oposición estarán los tres comuneros del Frente de Todos: Gabriel Zicolillo, Alicia Aguerrido, Miguel Ángel Varela.

En diálogo con este medio, Collin expuso: “Este es el inicio de un camino colectivo. Me parece que en la Ciudad de Buenos Aires los electores hicieron visible y fue un premio a un trabajo que se hizo desde la gestión porteña, tiene que ver con recuperar y poner en valor y al mismo tiempo dar equilibro a las diferencias de la gran ciudad. Es un camino hacia adelante y un desafío para todos”.  

Sobre la diferencia de casi 10 puntos entre las PASO y las generales, dijo: “Ganamos la calle hablando con la gente, mostrando la gestión y las propuestas. Hay una sensación de poder seguir adelante y hay mucha consistencia en este proyecto, que es una demostración de pluralismo y de sumar iniciativas”.

Collin, referente de la UCR, explaya: “Yo también soy fruto de este pluralismo y diversidad, ya que provengo del radicalismo, una fuerza que antes no estaba junto al PRO y que hoy conforman Juntos por el Cambio”.     

Al igual que lo expresó en el debate oficial de candidatos a comuneros, celebrado el 2 de octubre, Collin fundamentó: “Por ejemplo, la Comuna 3 lo muestra porque los dos grandes proyectos que tuvo son la Plaza Manzana 66 (Jujuy y Belgrano, construida por la Ley N° 5.800) y el Parque de la Estación (Gallo y Perón, Ley N° 5.734). Ambos fueron proyectos que inicialmente impulsaron vecinos y grupos movilizados que no eran del oficialismo. El Gobierno tomó los proyectos y los logró ejecutar”. 

La lucha del Parque inició en el 2000 con vecinos de Balvanera y Almagro para reutilizar tierras ferroviarias del tren Sarmiento, que estaban concesionadas como depósito. La ley se aprobó en 2016. Hoy hay una Mesa de Trabajo y Consenso que se reúne a definir usos y actividades en este nuevo pulmón que tiene 8.000 metros cuadrados verdes y un Galpón Ferroviario de 5.000 metros cuadrados para actividades deportivas, culturales, ambientales y de asesoramiento para niños y adolescentes. 

A fines de 2011 demolieron todos los inmuebles de Jujuy, Catamarca, Belgrano y Moreno. Se iba a hacer un microestadio como el Movistar Arena de Villa Crespo, para casi 20.000 personas. Por falta de fondos y gracias a una lucha vecinal activa se interrumpió su construcción. En su lugar lograron que se haga una plaza con una futura escuela inicial para 406 niños.

Al igual que expuso en el debate oficial, defendió el devenir de la descentralización, contemplado en la Constitución porteña de 1996, en la Ley N° 1.777 Orgánica de Comunas de 2005 y en vigencia desde diciembre de 2011, cuando asumieron los primeros comuneros en las 15 Juntas Comunales porteñas. 

“Nosotros tenemos una institucionalidad joven, que aprende sobre la marcha. Los actores políticos también aprendemos sobre las Comunas. Esta gestión muestra que aprende y reordena según los aprendizajes”, señaló. 

Desde sectores opositores acusan al Gobierno porteño de no cumplir con la totalidad de la Ley N° 1.777. Collin refuta y dice: “Mucho se habló sobre las competencias exclusivas (propias de cada Comuna) y concurrentes (compartidas con el Poder Ejecutivo). Hay que dar una discusión seria, qué es lo mejor para administrar las Comunas”. 

“Reivindico el poder de las Comunas y entre los actores sociales, políticos, comunicacionales hay que poner las barbas en remojo para poder transmitir a la gente el valor que tienen en la participación política de las Comunas, para que tomen conciencia de lo importante que es participar en estos procesos”, sumó. 

Sobre el trabajo de su antecesor, el saliente Carlos Breyaui (2015-2019), Collin dijo: “Respondió a las condiciones de una gestión de la Ciudad que tenía que ver con afianzar el mecanismo de gestión en las Comunas”. 

Sobre la futura relación con el bloque de oposición, sumó: “Desde la Comuna hay que generar un proyecto para mejorar la calidad de vida de todos los vecinos de Balvanera y San Cristóbal. No tengo duda que lo haremos”. 

Para concluir, este medio le preguntó su opinión sobre la polémica en torno al Jardín del Hospital Ramos Mejía (Escuela Infantil N° 6 D.E. 6). Está emplazado históricamente en Venezuela 3158, dentro del hospital público. El Gobierno porteño anunció, mediante la inscripción online, que el ciclo lectivo 2020 iniciará en la escuela inicial de la Plaza Manzana 66. Desde hace al menos tres años el cierre y traslado está en los planes oficiales. 

El Jardín del Ramos tiene 350 vacantes (más de 150 son de lactario), mientras que la escuela inicial de la Manzana 66 tendrá 406 vacantes, según datos oficiales. Los vecinos que se movilizaron por la construcción de la plaza iniciaron pidiendo 300 vacantes y luego solicitaron al Gobierno porteño otras tantas más. 

Si se hace efectivo el traslado del Jardín del Ramos a la plaza, solo se generarán cerca de 50 nuevas vacantes. Vecinos, docentes, gremios y legisladores piden que la Ciudad deje abierto el inmueble de Venezuela 3158 y abra la escuela inicial de la Manzana 66 para tener más vacantes. 

Sin embargo, Collin asegura: “Sostener el Jardín del Ramos dentro del predio hospitalario no es una decisión adecuada, es un riesgo para los chicos”.

“Hay que generar todos los canales de comunicación posible con la población que requiere este servicio (acceso a las vacantes)”, resaltó. 

Según su parecer, el Gobierno porteño hizo una fuerte inversión para generar más vacantes en la Comuna 3. 

En el plan 2015-2019 de crear 54 nuevos establecimientos educativos, tres son de la Comuna 3: la escuela inicial de la Plaza Manzana 66 (406 vacantes); el Jardín de Infantes Integral N.° 11 D.E. 6 “Azucena Villaflor” de Venezuela 3269 inaugurado en 2018 (205 vacantes); la escuela de Pichincha 1152, todavía en obra (225 vacantes). 

Para Collin, con este panorama, “se van a duplicar las vacantes que tenía la zona”, por lo cual prefiere no exponer a los menores a riesgos sanitarios al dejarlos en el establecimiento educativo del Hospital Ramos Mejía.