Rodríguez Larreta visitó la Escuela Técnica 25

El jefe de Gobierno de la Ciudad de Buenos Aires, Horacio Rodríguez Larreta, se reunió ayer con alumnos de 1° año de la Escuela Técnica Número 25, ubicada en el barrio de Balvanera, que realizan un curso de articulación antes del inicio de la escuela secundaria.

El curso, que alcanza a 20.000 mil alumnos de 168 escuelas públicas de la Ciudad y es de carácter obligatorio, comenzó el pasado 20 de febrero y se extenderá hasta el 3 de marzo.

Allí, los estudiantes tienen la posibilidad de conocer sus nuevas escuelas y reforzar, junto con los profesores, los contenidos de Lengua, Matemática y Metodología de Estudio, además de sumar dos semanas de clases en el año.

“Todos los chicos de primer año empezaron ya las clases, lo cual es un avance enorme, primero porque tienen más días de clases y después porque el paso más complejo es el paso de la primaria a la secundaria, que es donde se ve mayor deserción. Por eso decidimos reforzar, ayudar, acompañarlos en ese paso”, aseguró Rodríguez Larreta.

Acompañado por el vicejefe de Gobierno, Diego Santilli, y por la ministra de Educación, Soledad Acuña, Rodríguez Larreta resaltó además la buena recepción que tuvo entre los estudiantes la iniciativa, que se implementó por primera vez este año.

“En general, todos lo veían bien, estaban contentos. Los vi súper comprometidos y entendiendo el beneficio que tiene que los ayudemos en este paso a la secundaria”, describió.

La ministra de Educación, Soledad Acuña destacó la importancia que tiene la iniciativa para reducir los índices de repitencia y abandono, a pesar de que la Ciudad tiene “parámetros muy esperanzadores respecto del resto del país, con una terminalidad cercana al 85 por ciento al finalizar el secundario”.

“Notamos que entre primer y segundo año son los años más difíciles para los chicos. Primero, en promocionar las materias; después terminan repitiendo y la repitencia termina en abandono. Por eso decidimos hacer este espacio de articulación para que el pasaje de primaria a secundaria sea mejor, para que los chicos estén más acompañados”, subrayó la funcionaria.

El objetivo es acompañar y guiar a los alumnos en el pasaje de un ciclo a otro, dando respuesta y contención a los cambios que atraviesan los chicos en el ingreso a la secundaria, que implica una mayor exigencia, nuevos espacios de aprendizaje, más materias, profesores y evaluaciones.