Proponen cambios para agilizar el tráfico en el barrio Villa Pueyrredón

 

La iniciativa es un proyecto de Ley del diputado de la Ciudad Hernan Arce y el objetivo es ordenar el tránsito en el límite oeste de dicho barrio.

La propuesta consiste de dar sentido de circulación único de sur a norte a la calle Cuenca en el tramo comprendido entre las avenidas Salvador María de Carril y del Fomentista. Hacer lo mismo de norte a sur a la calle Helguera en el tramo comprendido entre la Avenida Mosconi y la avenida Salvador María del Carril y algo similar de norte a sur a la calle Argerich en el tramo comprendido entre la calle Curupaytí (Sur) y la avenida Salvador María del Carril.

Hoy en día, las arterias mencionadas en el articulado (Cuenca, Helguera y Argerich) tienen circulación en doble sentido, o sea de norte a sur y de sur a norte.

Las calles Argerich, Helguera y Cuenca cuentan con dimensiones no aptas para la circulación en doble sentido de manera simultánea, tornándose sumamente dificultoso el transito en la zona. Más aún, cuando se encuentran automotores estacionados.

En los últimos años, el barrio de Villa Pueyrredón ha tenido un crecimiento urbanístico y demográfico considerable, de tal magnitud que la propia Legislatura Porteña ha sancionado una ley en pos de limitar las nuevas construcciones y preservar su paisaje urbanístico.

No obstante, el crecimiento del barrio resulta palpable siendo notaria el incremento de circulación de vehículos por las calles que enumera nuestro proyecto.

Es así, que se ha tornado casi imposible la circulación de vehículos en ambos sentidos de manera simultánea por dichas arterias. La dificultad para transitar se incrementa cuando nos encontramos en el trayecto con rodados de mayor porte como suelen ser los camiones, y especialmente de camiones recolectores de residuos urbanos.

En las horas de mayor circulación y movimiento, el transito se torna caótico debiendo los conductores que ceder el paso, realizar maniobras riesgosas o esperar que un rodado que circula en sentido opuesto abandone la artería.

Asimismo, se han incrementado los accidentes de transito en la zona. Esto se debe, en un punto a la circulación en doble sentido en calles angostas, con menor tiempo girar la vista para ambos lados y menor margen de maniobra para los conductores.