Por el derecho al chapuzón

Las altas temperaturas de la ciudad de Buenos Aires se sienten cada vez con más fuerza y es momento de hacer un balance sobre la situación que a traviesa las piletas públicas para que los vecinos de menos recursos puedan acceder durante todo el verano.

Los Polideportivos de la Ciudad Autónoma de Buenos Aires ofrecen a toda la población la oportunidad de iniciarse, desarrollarse y formarse en una variedad de prácticas deportivas y recreativas en instalaciones públicas gratuitas. Ampliar las temporadas de acceso de diciembre a marzo seria un gran beneficio para los vecinos de la ciudad.

En muchos casos, estas instalaciones se convierten en un espacio para que toda la familia pueda disfrutar del deporte en un entorno de cuidado y seguridad, particularmente para quienes no disponen de los recursos económicos para poder acceder a clubes privados.

Algunos cuentan con muy buenas piletas al aire libre, accesibles para un amplio público por su bajo costo en el abono de ingreso. Estos son los casos de los que están en Parque Chacabuco, Saavedra, Avellaneda y Patricios.

Sin embargo, año tras año se acorta el tiempo de la temporada de pileta. Este año, por ejemplo, abrieron a principios de enero y cerraron el 23 de febrero, cuando en la temporada 2007- 2008, por citar un ejemplo, la temporada duraba hasta avanzado el mes de marzo.

Es un despropósito que tan beneficiosas instalaciones públicas se usen tan poco tiempo, cuando los clubes privados que ofrecen temporadas de pileta para que las familias disfruten del verano  se extienden desde el 05 de noviembre hasta el 26 de marzo (caso temporada 2016/2017 del complejo de piletas del Club de Amigos).

La poca difusión y el poco espacio que tienen estos espacios en la publicidad oficial es otro de los puntos llamativos. De revertirse esta situación se podría sumar muchos vecinos a participar en los Polideportivos.

Tomando en cuenta los últimos cambios climáticos, una política estratégica inclusiva debería establecer un plan de construcción de nuevos en aquellos lugares donde las necesidades y demandas son cada vez mayores y donde se hace necesario establecer medidas de contención social que mejore la vida de los vecinos de la Ciudad.