PARO EN LA MADRUGADA DEL SUBTE

Mañana agitada en la Ciudad de Buenos Aires y en el área metropolitana. Los canales de televisión tuvieron que multiplicar sus móviles, porque al ya bastante común corte de la Panamericana se sumó un paro del subterráneo porteño durante las primeras horas de la mañana.

El día anterior Subterráneo de Buenos Aires Sociedad del Estado había anunciado el aumento de la tarifa técnica, aquella que indica el costo del subte dividido la cantidad de pasajeros que viaja, a  $ 10,26, esto podría implicar un aumento del boleto a $6. El caudal de usuarios se reduce a medida aumento porque los ciudadanos eligen otros medios de transporte.

Los trabajadores del subte enrolados en la AGTSyP realizaron nuevamente un paro de 2 horas. Reclamaron el cese de sanciones y persecuciones a los trabajadores y por el incumplimiento de Metrovías y SBASE de un acta firmada hace ya un año, donde se comprometía el blindaje de las boleterías y el personal de seguridad suficiente.

Semanas antes, la empresa envió 70 telegramas de apercibimiento y suspensión  a varios trabajadores de estaciones que empujaron desde el cierre de boleterías y la liberación de molinetes frente al recorte en  seguridad. La directiva de AGTSyP intentó restarle importancia a los telegramas y apaciguar. Pero, con la llegada de los recibos de sueldo con descuentos por los días de protesta, se vio forzada a anunciar el paro de 2 horas y la continuidad de un plan de lucha con paros escalonados si no había respuesta favorable. Hasta el momento la empresa no ha aceptado ningún reclamo y la directiva no ha ratificado ninguna medida.

Además, la empresa elevó un pedido de desafuero al delegado de auxiliares de la línea C Néstor Piriz. La Justicia lo citó a declarar, a partir de una denuncia de SBASE, a los trabajadores del subte que manifestaron en la jornada nacional de lucha por la absolución de los petroleros de Las Heras.

Enrique Rosito, Secretario de prensa de la Asociación Gremial de Trabajadores de Subte y Pre Metro declaró en la sede del sindicato afirmo que el paro “tuvo un acatamiento del 100 %, sin embargo hasta ahora no obtuvimos un llamado de la Subsecretaría de Trabajo Porteño ni de SBASE.

Esto se da a una año y medio del acuerdo entre el bloque del PRO y del Frente para la Victoria que implico la aprobación del traspaso en la legislatura y que incluye un ajuste, en este caso en materia de seguridad. El gobierno nacional ya retiró todos los efectivos de la Federal y el de Ciudad sólo reemplazo un tercio de los efectivos con la Metropolitana y personal de seguridad privada, reabriendo el conflicto de las tercerizadas. Estas medidas se enmarcan en la persecución y represión que vienen sufriendo los trabajadores, que busca frenar las crecientes luchas de los trabajadores contra el ajuste.

El debate acerca de la continuidad o no de las medidas de fuerza está en  determinar si las asambleas de sector y de línea determinaran la continuidad del plan de lucha que aprobó el plenario de delegados de la AGTSyP, hasta que la empresa y los gobiernos se hagan cargo y resuelvan en materia de seguridad, anulen las sanciones y cierren las causas contra los trabajadores.

“Nosotros rechazamos que sea SBASE el que determine esta tarifa técnica. Eso es algo que le corresponde a la Auditoría de la Ciudad”, señaló Rosito. “Además no se explica como si hace tres meses se había fijado en $7 ahora se aumente un 35 %”.

El dirigente sindical sostuvo que Metrovias no está en condiciones de desconocer el reclamo de los empleados a partir de la repercusión mediática que tuvo la medida. Por eso considera que, por medidas de fuerza gremial, el subte no estará parado en los próximos días.