La campaña y los posibles escenarios post electorales

Foto Infobae.com

La actividad electoral de las alianzas políticas. Legislatura y Comunas.  

A la hora de hacer campaña, Juntos por el Cambio reeditó las charlas con vecinos en clubes y bares, similar a los encuentros de gestión encabezados por Rodríguez Larreta y funcionarios. También hay caminatas con los precandidatos a legisladores y comuneros. La modalidad se repetirá en los comicios generales de octubre.

El Frente de Todos hace una campaña más austera. Organiza actos culturales, como una feria del libro en el Parque de la Estación; acompañamiento de problemáticas sociales, como un acto junto a trabajadores del Hospital Ramos Mejía; defensa de minorías y sectores sociales desprotegidos; como un encuentro con migrantes en Pueyrredón 19. La agenda social está en primer plano dentro de sus propuestas: ayuda a pymes, más acciones para gente sin techo, Ministerio de Vivienda y construir la Línea F de Palermo a Barracas (límite con Avellaneda). 

El FIT, con Gabriel Solano de precandidato a jefe de Gobierno, busca romper la polarización entre estas dos alianzas. “Los candidatos se han derechizado”, destacan sus referentes, quienes focalizan sus propuestas en derogar la UniCABA (universidad de formación docente, que anula a los 29 profesorados públicos) y suspender los cambios que dejaron a enfermería fuera de la carrera profesional. También hacen foco en la falta de vacantes escolares, tema por el cual sus legisladores impulsaron un amparo judicial para tener datos oficiales y para ayudar a las familias a quienes les asignaron vacantes a varios kilómetros de su vivienda.

Luego de una tumultuosa interna, en Compromiso Federal, con Matías Tombolini de precandidato, también se quejan de la polarización. Se muestran como una alternativa a Juntos por el Cambio desde la centro-derecha, con solidez técnica para afrontar los problemas económicos y financieros, tanto de la CABA como de Nación. Su referente nacional es Roberto Lavagna, exministro de Economía de la Nación en la transición post 2001. Hay rumores sobre la posterior renuncia de este espacio para las elecciones generales, a fin de liberar sus votos en favor del oficialismo capitalino.

Desde Unite por la Libertad y la Dignidad  y el Partido Demócrata Cristiano se consolidan como espacios alternativos ligados a valores conservadores y eclesiásticos. Dignidad Popular se presenta como una alternativa de centroizquierda.

La polarización es un aspecto que parece empañar la campaña, pero tendrá sus réplicas en el rearmado de la Legislatura porteña y también en las 15 Juntas Comunales.

En cuanto al Poder Legislativo, el oficialismo busca tener una elección similar a la de 2017 a fin de conservar el quórum propio, que le permitió con 34 votos (de 60) renovar el Código Urbanístico o crear la UniCABA, pese al rechazo unánime de la oposición y fuerzas vivas porteñas.

Un retroceso le implicaría volver a negociar con sectores de oposición muy polarizados y poco dispuestos a negociar por modificaciones menores a textos parlamentarios polémicos.

De forma simplista, parece que la próxima Legislatura porteña virará sobre tres ejes: oficialismo Juntos por el Cambio (PRO, Coalición Cívica, Confianza Pública, radicalismo Evolución, Socialismo), Frente de Todos (peronismo, kirchnerismo, progresismo ligado a figuras como la precandidata a legisladora Ofelia Fernández), izquierda (con sus vertientes del FIT y AyL).

Las Juntas Comunales fueron históricamente presididas (en 2011 y 2015) por el oficialismo. En comunas más opositoras (como es el caso de la 3 de Balvanera y San Cristóbal) el reparto de escaños determinó que había tres comuneros de oficialismo y cuatro de oposición. Allí la negociación y el debate eran necesarios. Sin embargo, en otras como la 2 (Recoleta) hay cinco representantes del oficialismo y dos de oposición.

En la primera camada de comuneros hubo representantes del PRO (hoy Juntos por el Cambio), Frente para la Victoria (hoy Frente de Todos) y Proyecto Sur (frente ligado a Pino Solanas). En 2015 hubo fuerzas del PRO, del FpV y de ECO (radicalismo ligado hoy al oficialismo). Dignidad Popular

En este contexto, se especula con que las Junta Comunales para el periodo 2019-2023 estén presididas por Juntos por el Cambio (de tres a cinco integrantes), junto a comuneros del Frente de Todos (entre dos y tres integrantes) y del FIT o Consenso Federal (con un representante).

Deja un comentario