ELECCIONES EN SUTEBA

El 22 de mayo el Sindicato de docentes bonaerense (SUTEBA) realizó sus elecciones a nivel distrital y provincial. Votó alrededor del 60% del padrón. El oficialismo de la Lista Celeste, conducida por Baradel, retuvo el gremio a nivel provincial. La novedad fue el fuerte avance en 32 distritos de una oposición expresada en la Lista Multicolor.

El resultado de estas elecciones llenó de alegría a miles de docentes disconformes de la conducción Celeste. El avance en los distritos más importantes, y la recuperación de seccionales estratégicas, como la de La Matanza, fue motivo de festejos que se extienden en las escuelas.

La Lista Multicolor, que agrupó a sectores “democráticos y antijerérquicos” ganó La Matanza, Bahía Blanca, Quilmes, Escobar, Marcos Paz, La Plata, Berazategui, Ensenada, Tigre.

En San Martín-Tres de Febrero y Ezeiza hubo denuncias de fraude. Allí y en otras seccionales hubo enfrentamientos con la Celeste que intimidaron en mesas de votación y agredieron a maestras opositoras.

En la provincia de Buenos Aires, los odcentes denuncian que trabajan superexplotados, la mayoría necesitan dos y hasta tres cargos para llegar a fin de mes, además los afecta el descuento por el impuesto al salario. Enfrentan día a día, junto a los chicos, condiciones edilicias complicadas para trabajar. Hubo conflictos históricos y masivos, en los que la conducción de Baradel-Yasky no participó.

Estas elecciones se debilitaron las conducciones alineadas con una dirección de CTERA oficialista, que aceptaron por segundo año consecutivo que el gobierno cierre paritarias de modo unilateral, por sus acuerdos con la Casa Rosada, relegando la discusión de un salario que se esfuma en el constante aumento de precios.

Expresaron también un repudio al ensañamiento que mostró la presidenta, en la apertura de sesiones del Congreso en 2012, cuando criticaba los reclamos docentes argumentando que los maestros “gozan de estabilidad… con jornadas laborales de 4 horas y 3 meses de vacaciones”.

Este importante resultado entre los docentes, no se da al margen de la creciente oleada de sindicatos, cuerpos de delegados y comisiones internas que el movimiento obrero están perdiendo las direcciones sindicales tradicionales

 

“La alegría en las Escuelas es inmensa”

Edith, delegada de la Escuela 203 de La Matanza, nos contaba que fue muy tenso el momento del escrutinio: “No querían reconocer el triunfo, observaron urnas, patotearon… Se enfrentó un gran aparato, con un gobierno atrás, porque hay maestros de la Celeste que cumplen funciones en lugares de poder dentro de la Dirección Gral. de Escuelas. Por eso fue una pelea muy fuerte; y se sintió en las escuelas que había que defender cada voto si queríamos lograr una conducción diferente… La alegría en las Escuelas es inmensa, fue muy emocionante para todos los compañeros recuperar el sindicato en La Matanza”

Edith analiza que estas elecciones han sido “expresión del descontento y el enojo con la alineación de la conducción Celeste al gobierno nacional, y hasta hace muy poco también con el gobierno de la provincia de Buenos Aires. Han sido tibios, y se ocuparon en desmovilizar, falta democracia sindical. Dejó de ser una conducción que representa a los compañeros. Por eso el triunfo fue tan contundente, en seccionales claves e históricas del Suteba”.