Denuncian el mal estado del espacio público del “Polo Falopero” de Balvanera

Vecinos de la zona se reunieron con la Presidenta de la Comuna 3 para plantearle sus preocupaciones y solicitaron que se mejoren las fachadas de los edificios y las veredas porque “son un desastre”.

Después de varios años de reclamos, los vecinos del “Polo Flopero” de Balvanera viven con más tranquilidad luego del megaoperativo en establecimientos de venta de estupefacientes. Sin embargo, el problema que subsiste es la suciedad y el mal estado de las veredas y las casas.

“Vivo en Alsina al 3100. Recién estamos logrando, después de mucho, que el barrio esté tranquilo o más o menos controlado con respecto a la venta de droga. Pero, algo que también venimos pidiendo a los diferentes jefes comunales es una limpieza general, porque realmente es espantoso. No es solo que las veredas están destrozadas sino que está muy sucio. La gente acá no cuida mucho y parece que hay muy pocos barrenderos, porque hay ropa tirada, comida, mugre”, le comentó Adriana Jablonskis, a Abran Paso.

Según explicó Adriana, a eso se le suma la fachada de algunos edificios a los que se les cayó parte de la mampostería, las casas abandonadas y muchos negocios que están sin pintar y con las persianas rotas hace tiempo. También hay varios baldíos: dos sobre la calle Urquiza, a la altura de Hipólito Yrigoyen, y uno en Alsina al 3000. “Ves fachadas, una al lado de la otra, en muy mal estado. Y en verano no podés ni pasar por los baldíos porque te invaden las ratas. Así que es una sumatoria de suciedad, la gente que no cuida, las veredas rotas, los baldíos. Es como caminar sobre basurales”, agregó.

Por otro lado, denunció que hay una agencia de turismo que no tiene una parada oficial por lo que las personas deben esperar el micro sobre la vereda durante una o dos horas, y cuando se van, dejan más basura de la que ya había. Todas estas temáticas le fueron planteadas a Silvia Collin, Presidenta de la Junta Comunal, en una reunión que tuvieron esta semana.

“La policía trabajó muchísimo, pudieron hacer allanamientos en las cuadras y ahora es mucho más tranquilo, no es lo que era antes que se acuchillaban en la calle. Ahora que estamos más tranquilos, por qué no mejorar un poco, con dos pesos nada más. Pintar el frente de algún negocio o alguna casa abandonada, para que estos tipos no se vuelvan a sentar y vuelvan a usar estas dos manzanas como un asentamiento”, expresó Adriana.

Por su parte, Silvia Collin afirmó: “Es una zona sobre la cual estamos interviniendo en forma transversal con distintas áreas de gobierno. Con respecto a los baldíos, estamos haciendo las gestiones de acuerdo al procedimiento que está establecido normativamente, ya que estos son espacios privados por lo que cualquier medida tiene que ser autorizada por la Justicia. Y eso lleva su tiempo. Lo mismo pasa con las casas abandonadas y la orden de desratización”.

A la vez que aseguró que han mejorado las luminarias y que esperan poder actuar sobre el tema de las veredas ante las reducciones presupuestarias que tuvieron. “En cuanto a las luminarias, la verdad que estamos teniendo una respuesta prácticamente inmediata ante cualquier situación que reduzca la iluminación del alumbrado público. Pero es complejo porque sabemos que hay algunas manos que especulan de alguna manera para reducir las condiciones de seguridad y afectan directamente a las conexiones de iluminación. Estamos atentos, tanto desde el área de prevención, seguridad y la comuna para poder dar respuestas a esta situación”, enfatizó.

En este sentido, la vecina concluyó: “Silvia argumenta que no hay presupuesto, la coparticipación y todo lo que sabemos. Pero desde hace años ese barrio ha quedado en el olvido. Yo me ofrecí a que, si me dan la pintura, armo un grupo de vecinos para pintar los frentes. Si no aprovechamos ahora que es época de elecciones yo creo que vamos a estar 10 años más viviendo así. Hasta que no vea con mis propios ojos que han hecho algo, lo veo un poco verde. Vamos a esperar y si no hay cambio seguiremos insistiendo”.